OBSERVANDO ECLIPSES Y MANCHAS SOLARES

Los eclipses son eventos astronómicos espectaculares. A menudo se usan métodos no muy buenos y hasta peligrosos para observarlos. Para aquellos que poseen telescopios o binoculares, e mejor no observar directamente ya que se pude quemar la retina en unos segundos. Para hacerlo se debe usar un filtro especial que no siempre está disponible en las tiendas especializadas. Aquí vamos a mostrar como usar telescopios pequeños y binoculares para observar los eclipses de una manera segura

COMO SE HACE

Como los eclipses solares no se pueden observar directamente sin el peligro de quemarse la retina, se pude usar un método sencillo que incluso nos permitirá invitar a los vecinos para observar el evento.

Lo que se debe hacer es colocar el telescopio en su trípode y luego apuntar al sol pero sin mirar por el ocular. Esto se tarda un poco y requiere de algo de práctica. Una vez que se ha logrado una imagen del sol en el piso se le coloca su prisma al ocular y se proyecta la imagen del sol en una pared que tenga un a cartulina o papel blanco que esté a unos 3 metros; de esta forma se obtendrá una imagen que nosotros y los vecinos podremos disfrutar. De todas manera es buena idea usar lentes de sol obscuros para no lastimarnos la vista.

Si el telescopio tiene motor para seguimiento, tanto mejor, de lo contrario tendremos que hacer correcciones a mano a cada momento debido al movimiento de rotación de la Tierra.

 

Figura1 – Telescopio apuntado hacia el Sol. Nótese que el ocular está 
a un ángulo de 90° con respecto al tubo principal.

Figura 2 – la imagen del Sol se puede proyectar en una pared 
o sobre un cartón blanco o papel.

BINOCULARES

Para usar un par de binoculares, se deben colocar éstos sobre un trípode y usar un prisma o un espejo de primera cara, es decir en el que la parte plateada está sobre el vidrio y no detrás. Como se ve en la fotografía de abajo se sujetó el prisma con ayuda de cinta adhesiva.

 

Figura 3 – Binoculares montados en un trípode y el prisma 
montado en el ocular por medio de cinta adhesiva.

Figura 4 – Se pueden observar las manchas solares así como los tránsitos de Venus, como este del 8 de junio de 2004.

PELIGRO: NUNCA SE DEBE OBSERVAR EL SOL O UN ECLIPSE DIRECTAMENTE CON EL TELESCOPIO

O LOS BINOCULARES - PELIGRO DE QUEDAR CIEGO

 

                                                                                      

    Compra experimentos construidos y listos para usar
    Más Experimentos
     

         

        © Copyright, Ciencia Facil, Teléfono: 2790708 - 73003976 - La Paz - Bolivia